Categories Menu

Posted by on Sep 17, 2019 in Mamá | 0 comments

Día 28: Otra vez con mi ginecólogo

Día 28: Otra vez con mi ginecólogo

 

Hoy fue mi segunda cita con David, mi ginecólogo. Esta vez me ha dado algunas instrucciones para mejorar la apariencia de mi cicatriz. Desde hoy y durante dos meses usaré un parche que la verdad no sé cuál es su función, pero aquí lo tengo bien puesto, mientras me ayude a atenuar la marca o disminuir la hinchazón pues ¡va bien!

También estoy utilizando una crema que debo usar religiosamente cada 6 horas incluyendo masajes, masajes algo dolorosos pero que según David con el tiempo dolerá cada vez menos y que ayuda a soltar la piel tensa de la cicatriz o algo así.

En conclusión, les acabo de contar que mi cicatriz, es grande marcada y esta hinchada. O sea, horrible, pero no voy ni un mes así que me lo tomo con calma. Con Fausto tuvieron que pasar 3 años para que mi cicatriz sea tan pequeña que ni la sentía y por más que ahora vea mi nueva cicatriz enorme, lo cierto es que ha quedado mejor que la primera, es una línea muy delgada, algo enrojecida pero que con el tiempo mejorara.

Hoy también tocamos con David el tema del método anticonceptivo que voy a usar y me ha convencido de aplicarme un DIU, espero que esta vez me vaya mucho mejor que con la T de cobre, que juré nunca mas utilizar.

Esta vez es otro DIU, según palabras de David, mucho mas amigable, libre de estrógeno así que no afecta mi lactancia. Lo puedo usar hasta 5 años, aunque no es 100% seguro que no salga embarazada, es uno de los métodos más eficaces y yo necesito un método que me simplifique mi día a día y las pastillas, que vendrían hacer mi segunda opción, pues no lo hacen.

Ahora solo me queda, animarme, agendar y asistir a mi cita.

Luego de pasar por los controles y revisar lo que se tenía que revisar con David, me quedé unos minutos hablando de esta nueva etapa de mamá de dos, le conté lo complicado de las noches, lo mal que dormimos con Frank y la falta de sueño de  Franco, le dije que en más de una madrugada había pensado en abandonar la lactancia y que quería recurrir al chupón para ver si con eso conseguimos algunas horas de sueño, pero que simplemente pensarlo me hacía sentir mala madre.

David me respondió dándome su opinión más allá de lo profesional, me habló como un papá más, pero eso se los cuento en otro post.

 

Sigue leyendo:

Déjame un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *